Paraguay Turismo

Loading...

Paraguay: un milagro americano! Headline Animator

viernes, 25 de diciembre de 2015

Yan Speranza: “Paraguay es un país condenado al éxito”


“El paraguayo tiene que comprender más su realidad, y ser más partícipe de la misma"

“Paraguay es un país condenado al éxito”, señaló mi interlocutor, sin el menor atisbo de dudas. Reconozco que la afirmación, anteriormente citada, me sorprendió, en demasía; y, también, reconozco que desde hacía tiempo, pero mucho tiempo, no conversaba con una persona capaz de transmitir insospechados niveles de optimismo.

 
 
"Trabajemos unidos, que se aproximan buenos augurios para Paraguay"
Por Aldo Luberta Martínez
aluberta@5dias.com.py


“Hablo siempre en positivo. Me enseñaron a pensar así, y así me proyecto. Lo que está viviendo nuestro país es maravilloso. En los años 80, con el auge que experimentó la Binacional de Itaipú, hubo un gran despunte económico, pero no social. Ahora se están mezclando ambos factores. Nos hemos ido recuperando, paulatinamente, de la crisis económica de los 90, y estamos creciendo económica y socialmente. La perspectiva público privada que propone el gobierno, sumado a la facilidad de estudios que está ofreciendo a los jóvenes, con el sistema de becas Carlos Antonio López, es un fenómeno que está favoreciendo el crecimiento del país, porque son más los jóvenes que están queriendo superarse en instituciones extranjeras, y luego verter sus conocimientos en Paraguay”.

Yan Speranza (27 de agosto de 1968), Licenciado en Administración de Empresas con un Postgrado en Marketing, concluido en Washington, Estados Unidos, amablemente, nos recibió en los predios de la Fundación “Moisés Bertoni”, entidad que está bajo su tutela desde el año 2005, y platicó, tan fluidamente, con tanta convicción, y amor por la nación que lo vio nacer, que apenas nos percatamos de que el crono, el siempre implacable, había consumido los minutos de manera voraz.

¿Estirpe de emprendedor?
Totalmente. Me gradué en el colegio “Cristo Rey”, dirigido por jesuitas, y el ser emprendedor lo tengo siempre presente. Con 17 años, en 1985, me di cuenta de la necesidad que había de recargar las cintas matriciales de las computadoras y abrí mi empresa. Quiero que sepas que, asombrosamente, me fue muy bien.

Sin embargo desde hace 10 años funge como director de una organización que exhibe, digamos, un perfil más social.
No he abandonado lo empresarial, porque es un rubro que me encanta, de hecho soy Vicepresidente del Club de ejecutivos, pero sigo vinculado, de alguna manera porque en la Fundación “Moisés Bertoni” trabajamos el cuidado del medio ambiente, pero haciendo énfasis en el aspecto social. Por ejemplo, hace 5 años que, dentro de la reserva Mbaracayú, fundamos un colegio, con nivel secundario y técnico, que tiene hasta el momento 200 egresados. O sea, para que la persona concientice del cuidado del medio ambiente, tiene que tener el nivel necesario para hacerlo. Te pongo otro ejemplo, tenemos una yerba mate que exportamos a Estados Unidos con el sello “Bajo Monte”. Es un sello, no una marca, porque la marca la pone el importador; nosotros, única y específicamente, exportamos la yerba. “Bajo Monte” es un sello que le indica al comprador que le indica al comprador que el producto adquirido llegó a sus manos preservando el medio ambiente. Esa yerba mate se cultiva dentro de la reserva Mbaracayú, eso nos permite que cada persona vinculada a esta vea que no solo es cuidarla por cuidarla, sino que se cuida porque genera fuente de trabajo, y, al mismo tiempo, fuentes de ingreso.

Tengo entendido que en la reserva existe un proyecto turístico.
Así mismo. Inauguramos un hotel dentro de la reserva que vino a fortalecer el lugar como destino turístico. Todo aquella persona que guste del turismo ecológico, de los deportes extremos, sabe dónde encontrar un lugar que no solo ofrece alojamiento, sino momentos de solaz esparcimiento. Hay una buena noticia, y es que se va a construir una carretera que, obviamente, va a facilitar el acceso al lugar, sin dañar el medio ambiente, ni el entorno. Todo es un compendio a favor de la reserva.

¿Cómo valora la gestión del Gobierno de Horacio Cartes?
Los números hablan por sí solos, aunque queda muchísimo por hacer. La pobreza se ha disminuido la 22% y la pobreza extrema al 10%. Lógicamente hay mucho por hacer, porque esa cifra de que la pobreza extrema está al 10% implica que existen en el país 700 mil personas que no acceden a los productos básicos de alimentación, pero ese porcentaje, hasta hace algunos años, estaba por encima del 20%. Hemos eliminado los niveles de pobreza, pero nos queda el problema, el gran problema que han generado las inundaciones. El río crece, y la ciudadanía se afecta, directa o indirectamente. Son miles de familias que han tenido que huir de sus casas, para refugiarse. Ese, específicamente ese, nos ha creado un gran problema social que hay que resolver.

¿A favor de la Alianza Público Privada?
Muy de acuerdo, porque soy del criterio de que una sociedad tiene que desarrollarse con el complemento de ambas aristas. El sector público, en nuestro país, goza de mucho prestigio y puede dar el apoyo necesario que la contemporaneidad exige; ahora, y vuelvo a especificar, el sector privado no puede hacer nada solo, el sector público tiene que aportar, y aportar mucho. Si los 2 van de la mano, creo que todo funcionará a las mil maravillas.

¿También comunicador?
Un poco, sí (RISAS).

Ahora conduces por Unicanal, los días domingo, a las 20 horas, el programa Club de Ejecutivos TV.
Fue una idea que se concretó casi de casualidad. Javier Bernardes, Presidente del Club de Ejecutivos, es el propietario de Unicanal. Propuso dar a conocer, al público, de manera masiva, lo que hace el Club, y asumí. Claro, soy el conductor, pero en los programas suele haber bloques que yo me convierto en moderador, porque los especialistas invitados son los que llevan el peso de la inversión.

¿Se considera afortunado?
Muy afortunado. He podido superarme en lo profesional, en lo personal tengo una familia maravillosa. Por eso me gusta ser como soy. Me gusta retribuir, multiplicar, toda esa dicha que la vida me ha dado, y que, felizmente, puedo disfrutar.

Finalizamos diciembre, se aproximan las fechas navideñas, el fin de año, la semana próxima 2015 será historia. Si le doy la oportunidad de enviarle un mensaje al país, a la ciudadanía paraguaya, ¿qué le diría?

El paraguayo tiene que comprender su realidad, y ser más partícipe de su realidad. Desde donde le corresponde estar, tiene que colaborar con su realidad, para que esa realidad sea mejor. Trabajemos unidos, que se aproximan buenos augurios para Paraguay.


Fuente: 5dias

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comente aqui