Paraguay Turismo

Loading...

Paraguay: un milagro americano! Headline Animator

sábado, 25 de febrero de 2012

Hoy es el día nacional del tereré en Paraguay


El tereré, bebida unificadora de la sociedad paraguaya

Jarra y guampa de plata, labrados en bajo relieve.

Niños tomando lña bebida Nacioanl paraguaya, el tereré

Guampas de madera y bombillas de metal


Asunción, IP Paraguay.- Lo toman niños, jóvenes y adultos sin distinción de raza, credo o condición social. Se bebe en las plazas, veredas, inclusive oficina, en cualquier horario y temporada. Es la bebida simbólica del Paraguay, que hoy es recordado a nivel nacional. Es nuestra, el Tereré.

El tereré es parte de la cultura paraguaya, tan inmersa en nuestra costumbre que, a pesar de ser una bebida consumida en varios continentes del mundo, la única referencia notoria se encuentra en el corazón mismo de américa del sur, nuestro Paraguay.

El nombre de tereré es onomatopéyico, relacionado con los últimos tres sorbos que uno realiza al succionar la bebida.

La versión histórica de la creación del tereré cuenta que durante la Guerra del Chaco (entre Paraguay y Bolivia, 1932-1935), las tropas paraguayas comenzaron a beber el mate frío para no encender fogatas que delataran su posición.

Otra versión es la que cuenta que durante la Guerra del Chaco, las tropas paraguayas comenzaron a beber el agua de "tajamares", o la podían obtener mediante la evaporación de la orina, filtrándola en la "guampa" (cuerno) con "yerba" (hierba) u otras hierbas ("yuyos o remedios refrescantes") que disfrazaran el mal sabor.

De todos modos es un hecho que el tereré se popularizó en el Paraguay cuando los soldados veteranos del Chaco lo introdujeron en su vida cotidiana.

Otra versión más del origen del tereré lo relaciona con los mensú (esclavos de los yerbales en el Paraguay y noreste argentino, hasta mediados del siglo XX), que si eran sorprendidos por los capangas (capataces) haciendo fuego para tomar mate eran brutalmente torturados y mutilados, por lo que optaron por empezar a tomar el mate frío.

Se presume por esta razón que fueron estos mensú, enrolados en filas del ejército paraguayo quienes introdujeron esta costumbre.

Sin embargo se cree que el tereré ya era bebido por los indígenas guaraníes, y que en el siglo XVII los jesuitas aprendieron de ellos las virtudes de la yerba mate (ka’a en guaraní).

Los mismos jesuitas elogiaron los efectos de la yerba, ya que daba un cierto vigor al que ingería la infusión y calmaba la sed mejor que el agua pura.

Pohâ ro’ysã

Los “remedios refrescantes” (en guaraní pohâ ro’ÿsã) que se mezclan para formar una infusión completamente fría no se introducen en la guampa llena de yerba, sino que se echan (a veces con un “chorrito” de limón) previamente golpeados en un mortero. Luego de machacarlos se introducen a una jarra con agua y hielo que luego se verterá en porciones iguales dentro de la guampa.

De este modo cada bebedor de la “ronda de tereré” tomará una medida exacta. Con el correr de las rondas el sabor se iría “lavando” y haciendo más débil por lo que se deberá cambiar la yerba cuando ya no se sienta el sabor característico de la yerba.

Si la jarra con agua y “remedios” se agota, el cebador consulta a los presentes si van a continuar con otra ronda más. Normalmente, sólo se agrega remedios refrescantes en horas de la mañana por lo tradicional.

 Es de creencia popular que en otro horario éstos yuyos pueden ser dañinos para la salud. Aunque no estén comprobados.

Los remedios refrescantes suelen ser adquiridos en puestos de venta en las aceras de las calles en las ciudades, en yuyales o por vendedores ambulantes, que conocen las propiedades de cada planta.

A la altura de los cambios

El tereré, desde sus orígenes legendarios, fue evolucionando, aunque su esencia permanece intacta.

En cuanto a los recipientes, en la actualidad están de moda los termos forrados, con logos, nombres de los propietarios, o símbolos de los clubes tradicionales del país, entre otros.

Sin embargo, aún persiste la utilización de  las jarras e incluso, en casos particulares, botellas de plástico cortadas, todo con la finalidad de disfrutar del inigualable sabor refrescante del tereré. No solo se usan las guampas, que pueden ser de plata o metal simple, sino que también vasos de aluminio o plástico.

Hoy existe además una variada gama de yerbas, simples y compuestas. Estas últimas vienen saborizadas con los remedios refrescantes tradicionales.

Esta bebida unificadora, que reúne a la familia, amigos e inclusive desconocidos,  desde el año pasado cuenta con su día de celebración, el último sábado de febrero de cada año.

 El objetivo de la normativa es consolidar la tradición paraguaya y seguir estando en los ojos del mundo a la hora de buscar referencias del tereré.

El tereré es una bebida refrescante declarada como la bebida oficial del Paraguay y Patrimonio Cultural de la Nación por  Ley 4261/11, cada  último sábado del mes de febrero  “Día Nacional del Tereré”.

2 comentarios:

Comente aqui