Paraguay Turismo

Loading...

Paraguay: un milagro americano! Headline Animator

jueves, 28 de abril de 2016

El PTI, un lugar donde se conjuga en futuro




Los proyectos emprendidos por el PTI están liderados por jóvenes profesionales. Foto: Carlos Juri.

26 Abr 2016

Más de cien jóvenes investigadores de menos de 30 años se encuentran desarrollando proyectos científicos y tecnológicos con perfil social en los laboratorios del PTI. Por Arturo Peña. Fotos Carlos Juri.
Es nuestro nuestro “think tank” guaraní. Y es más que eso: es un centro de innovación de alto nivel donde jóvenes profesionales paraguayos y paraguayas están haciendo el presente y el futuro del país. Es el Parque Tecnológico Itaipú Paraguay (PTI).

Fue creado en el 2003, pero comenzó a funcionar desde el mes de octubre del 2009 como parte de la estructura de Itaipú Binacional (hay un PTI del lado brasileño también). “Indudablemente que el nacimiento y el desarrollo del PTI se dio en un contexto de acelerado avance de las nuevas tecnologías a través de la ciencia, así como la necesidad de contar con un espacio de innovación que permitiera transformar la calidad de vida de los paraguayos. Hay que señalar que también atiende las necesidades de modernización de la Hidroeléctrica y estimula el progreso de la región del entorno de la represa”, explicó la Dra. María Teresa Peralta, directora ejecutiva del PTI.

Sobre la forma en que está configurado el complejo científico y sus objetivos, agregó: “Cuenta con 10 centros de innovación cuyos laboratorios de investigación se encuentran instalados en las antiguas barracas que sirvieron como instalación de los obreros durante la construcción de la Represa, dentro de la Central Hidroeléctrica Itaipú. En cuanto a los objetivos del PTI, estos son bien claros: trabajar en desarrollar la ciencia, la tecnología y la educación”.

Las áreas de innovación que abarca el PTI son bastante amplias y van “desde la automatización y control, la robótica, la educación, la geomática, el desarrollo y la instalación de energías limpias, tecnologías de la información y comunicación, de software, investigación de tecnologías asistivas y el desarrollo territorial y emprendedurismo, entre otras”.

Un dato de gran valor es que el parque cuenta con alrededor de 150 empleados y más de 100 de ellos son investigadores e investigadoras con un promedio aproximado de 28 años, muchos de ellos profesionales con maestrías y especializaciones de alto nivel en el exterior que ahora aportan al país desde los laboratorios del PTI. “La gran mayoría al concluir la universidad se incorporó como pasante y luego de desarrollar sus tesis o trabajos de investigación reconocidos por académicos se incorporaron oficialmente a la institución”, acotó la Dra. Peralta.

EXTENSIÓN
El PTI tiene trabajos aplicados en las dos regiones del país, tanto la Oriental como la Occidental. Por citar los más emblemáticos: la planta solar y eólica que abastece de energía al destacamento militar de Joel Estigarribia, en el Chaco, y otro sistema similar que está en desarrollo en Lagerenza. “Existen cinco Aulas Móviles diseñadas y construidas por el PTI que recorren el país extendiendo formación técnica a lugares vulnerables de los diversos departamentos del territorio nacional. Nuestros ingenieros también desarrollaron un sistema de monitoreo de gas SF6 que controla posibles fugas en la represa de Itaipú. Hay diez CTICs instalados con internet en varios puntos de la República, considerando que esta herramienta es una ventana al mundo de la tecnología para mucha gente, que ayuda a disminuir la pobreza especialmente en zonas vulnerables”, agrega.

Con el sueño hecho realidad, el desafío es que siga creciendo, que siga abarcando a cada vez más jóvenes profesionales compatriotas para que puedan poner en práctica sus conocimientos y aportar al desarrollo científico del país. “El mundo avanza aceleradamente en el desarrollo de la ciencia y las nuevas tecnologías –reflexionó la Dra. Peralta–. Y en este sentido, contar con los rubros necesarios es clave para continuar explorando y avanzando en el plano de la biotecnología, la cinética, el conocimiento de la física cuántica, donde creemos que está el futuro de la ciencia humana, dando un mayor impulso al desarrollo de nuevas innovaciones que generen energías limpias, cuyo avance puede ser vital por la situación territorial del Paraguay. Estamos convencidos que el PTI ya es y será en el futuro el principal centro del conocimiento del Paraguay en ciencia, tecnología e innovación. Hay una generación de compatriotas jóvenes que tiene menos de 34 años, la que representa un compromiso para el momento histórico que vive el país. El impulso que ha tenido el PTI en estos dos últimos años es notorio y solemos decir que nuestros centros de innovación no tienen límites. Y esto se ha demostrado con la conclusión de proyectos emblemáticos que en la actualidad benefician a nuestros conciudadanos en diversos puntos de la República”.
El sistema de bike-sharing funciona alimentado con energía solar.Foto: Carlos Juri.
El sistema de bike-sharing funciona alimentado con energía solar.Foto: Carlos Juri.
Un sistema Eco-Bike-Sharing

Uno de los proyectos recientemente presentados por el PTI es el sistema Eco-Bike-Sharing, tecnología adaptada para el uso de bicicletas que permite su retiro y devolución a través de la utilización de una credencial o cartón magnético. La idea fue desarrollada por el Núcleo de Gestión de Energía, liderado por el Dr. Gustavo Riveros, quien posee una maestría y un doctorado en sistemas de energía y forma parte del Centro de Innovación en Automatización y Control (CIAC).

“Estamos buscando la introducción en Paraguay del concepto del ‘bike-sharign’, bicicletas compartidas. Primeramente este sistema va a estar en prueba en el PTI. Con la credencial, que van a apoyar sobre un lector digital, los funcionarios van a poder retirar y devolver estas bicicletas en diferentes puntos. La idea es luego esparcirlos por diferentes puntos de la ciudad de Hernandarias”, explicó Riveros.

Otro factor que convierte a este sistema en una propuesta sumamente interesante por su valor ecológico es que la estructura de estacionamiento los científicos del PTI le incorporaron paneles solares en el techo, por lo que el sistema se alimenta de energía solar. La estructura también cuenta con conexiones para la recarga de teléfonos celulares.

“El Núcleo de Gestión de Energía es el más nuevo que tenemos en el CIAC, este es uno de los primeros proyectos del equipo. En el núcleo trabajan cuatro personas, pero lo hacemos en colaboración con los demás núcleos y centros”, agregó el joven investigador.

Fuente: lanación

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comente aqui